Liturgia y santoral 10/8/14 XIX DOMINGO ORDINARIO

XIX DOMINGO DE TIEMPO ORDINARIO
– 1Re 19, 9a. 11-13a. Ponte de pie en el monte ante el Señor.
– Sal 84. R. Muéstranos, Señor, tu misericordia y danos tu salvación.
– Rom 9, 1-5. Quisiera ser un proscrito por el bien de mis hermanos
– Mt 14, 22-23. Mándame ir hacia ti andando sobre el agua.
22 Inmediatamente obligó a los discípulos a subir a la barca y a ir por delante de él a la otra orilla, mientras él despedía a la gente.
23 Después de despedir a la gente, subió al monte a solas para orar; al atardecer estaba solo allí.
24 La barca se hallaba ya distante de la tierra muchos estadios, zarandeada por las olas, pues el viento era contrario.
25 Y a la cuarta vigilia de la noche vino él hacia ellos, caminando sobre el mar.
26 Los discípulos, viéndole caminar sobre el mar, se turbaron y decían: «Es un fantasma», y de miedo se pusieron a gritar.
27 Pero al instante les habló Jesús diciendo: «¡Animo!, que soy yo; no temáis.»
28 Pedro le respondió: «Señor, si eres tú, mándame ir donde ti sobre las aguas.»
29 «¡Ven!», le dijo. Bajó Pedro de la barca y se puso a caminar sobre las aguas, yendo hacia Jesús.
30 Pero, viendo la violencia del viento, le entró miedo y, como comenzara a hundirse, gritó: «¡Señor, sálvame!»
31 Al punto Jesús, tendiendo la mano, le agarró y le dice: «Hombre de poca fe, ¿por qué dudaste?»
32 Subieron a la barca y amainó el viento.
33 Y los que estaban en la barca se postraron ante él diciendo: «Verdaderamente eres Hijo de Dios.»

SANTORAL:
Santos: Lorenzo diácono y mártir; Autor, Hugo, Blano, obispos; Basa, Paula, Antagónica, Jacobo, Abrahán, Juan, Beso, Ireneo, Aurelio, Asteria, mártires.

Imagen
San Lorenzo, diácono y mártir (+ 258)
Era diácono de la Iglesia de Roma y murió mártir, dejandose quemar, en la persecución de Valeriano, cuatro días después del maritrio del papa Sixto II y sus compañeros, los cuatro diáconos romanos.
Su sepulcro se halla junto a la vía Tiburtina, en el campo Verano; Constantino Magno erigió una basílica en aquel lugar.
Popularmente, es uno de los mártires de la antigüedad más venerados.